martes, 27 de julio de 2021

Valle de Esteríbar (25/7/2021) Hayedo

 Los hayedos muy secos y por consiguiente con pocas fructificaciones de hongos, la mayoría muy desecadas y en su mayor parte pertenecientes a grupos que desarrollan con poca humedad, Russuláceas, Amanitáceas y por supuesto Afiloforales

Las más abundantes, las lecheras blancas o pebrazos, Lactarius piperatus, de láminas muy apretadas y abundante leche blanca y picante.
Muy abundantes las rúsulas malolientes, Russula foetens.
Formando algunos corros encontramos también Russula olivacea, esta no picante y comestible aunque causa trastornos digestivos a algunas personas.
El Lactarius volemus presenta un sombrero y pie afelpado, abundante leche blanca y un característico olor a pescaso, sin embargo, es un buen comestible.
Igualmente la Russula aurora es un buen comestible, pero difícil de reconocer de otras especies rojas, algunas de ellas muy picantes.
También la Russula aurea = Russula aurata es un buen comestible, con una coloración que recuerda los gorringos.
Por el contrario tanto el aspecto como el sabor disuaden de comer la Russula albonigra con unas láminas muy blancas que ennegrecen inmediatamente al mínimo roce.
Y con más interés científico que culinario la pequeña Russula fragilis, de coloración que va del púrpura al violáceo.
Entre las diversas amanitas observadas traqemos aquí la Amanita subnudipes de un bonito color avellana y una volva membranosa blanca en la base del pie.
Con tan escasa humedad lógicamente desarrollan también Afiloforales, hongos de carne poco acuosa, muy consistente, como es el caso del Gomphus clavatus, con himenio en forma de pliegues que recuerda trompetas de los muertos pero muy macizas y consistentes.
De características similares pero con aguijones por debjao y colorido más llamativo las gamuzas, Hydnum repandum, también comestibles como las anteriores.
Y terminamos el reportaje con un curioso yesquero de suelo, Laeticutis cristata=Albatrellus cristatus, de carne dura pero frágil.

Relación de especies observadas

Lactifluus volemus, Russula foetens, Pleurotus pulmonarius, Fomitopsis pinicola, Psathyrella candolleana, Amanita rubescens, Amanita vaginata, Russula solaris, Lactifluus piperatus, Polyporus tuberaster, Hydnum repandum, Russula albonigra, Russula nigricans, Russula cyanoxantha, Russula aurora, Marasmius rotula, Russula olivacea, Lactarius fuliginosus, Xerula radicata, Russula fragilis, Russula aurea, Gomphus clavatus, Clathrus archeri, Bjerkandera adusta, Amanita subnudipes, Albatrellus cristatus, Lactarius zonarius,


miércoles, 21 de julio de 2021

Sorogain (18/7/2021) Hayedo

 Un buen momento para disfrutar de una buena representación de los hongos de hayedos en laderas húmedas y no muy cerradas donde penetra mejor la humedad.


Una especie muy rara en Navarra, Inocybe hystrix, característico por las escamas que recubren el sombrero y el pie y su desagradable olor como de jabón o un poco espermático.
Aunque para olores los que desprenden los hongos Phallales que se huelen a distancia y llaman su atención también por su morfología, como el Phallus impudicus.
El falo de perro o Mutinus caninus
Y el espectacular Clathrus archeri que recuerda una estrella o un pulpo, según se mire.
Sin embargo, los más buscados por los aficionado no cabe duda que son las Boletáceas, popularmente conocidos por los aficionados como "hongos", sobre todo el preciado Boletus reticulatus.

Menos conocido pero también de gran valor gastronómico el hongo de rey, Butyriboletus regius de un bonito color purpurino y con poros, pie y carne amarillo que apenas azulean.

En general despreciados porque su carne grisea al partir, el Leccinum scabrum, también es un buen comestible pero menos carnoso que los anteriores.

Más peligroso puede ser el Suillellus luridus, un hongo de poros amarillo rojizo o rojizos, pie marcado con un retículo rojo, 
Y una carne que azulea intensamente al partir y se separa de los tubos por unas línea oscura rojiza.

Y sin duda el más espectacular de este grupo, pero de escaso interés gastronómico es el Strobilomyces strobilaceus, característico por las escamas oscuras que recubren el sombrero.
De aspecto también tenebroso como el anterior, pero por el contrario un excelente comestible, a pesar de su nombre popular, trompetas de los muertos, Craterellus cornucopioides.
E igualmente de gran calidad gastonómica y más conocidos los rebozuelos o zizaori, Cantharellus pallens.
Y con una morfología peculiar la oreja de asno, Helvella lacunosa, comestible bien cocinada.
Posiblemente el grupo mejor representado en estos momentos es el de las Russuláceas o setas de carne granuda, con o sin leche, entre ellas la más apreciada y conocida el gibelurdiñ, Russula cyanoxantha.
Aquí y ahora muy abundante la lechera picante, Lactarius piperatus, blanca y con láminas muy apretadas que sueltan gran cantidad de leche blanca muy picante.

También lechera de leche blanca, el Lactarius volemus presenta un olor como de pescado pero es un buen comestible.
El Lactarius fuliginosus desprende también leche blanca pero que muy lentamente pasa a rosa, presenta un sombrero afelpado muy oscuro que contrasta con el pie casi blanco.
Y sin leche hemos vistos diversas especies de sombrero rosa o rojo como la Russula aurora, dulce y comestible o la Russula rosea, también comestible, pero hay que probarlas porque también encontramos ahora la Russula nobilis, muy picante y otras más.
Y por supuesto no podemos dejar de mencionar la Russula olivacea, de coloraciones muy variables que pasan del oliváceo al rojizo o púrpura, muy consistente y de buen aspecto, comestible para la mayor parte de la gente, pero a ciertas personas les origina fuertes trastornos digestivos que tardan varias horas en aparecer y hacen pensar en intosxiaciones más serias.
Y aunque la Russula foetens es frecuente confundarla con pequeños "hongitos" inmaduros, Boletus, sin embargo su desagradable olor y sabor picante le restan peligro.
Y terminaremos presentando algunas curiosidades micológicas observadas, especialmente en troncos y ramas en descomposición, como la Mycena renati, de pie amarillo.
El precioso Pluteus leoninus de láminas rosadas en la madureza y libres del pie.

O la común Megacollybia platyphylla de sombrero estriado radialmente y láminas blancas muy espaciadas, poco carnoso y con escaso interés gastronómico.

Relación completa de especies observadas

Amanita excelsa, Amanita pantherina, Amanita rubescens, Caloboletus calopus, Boletus luridus, Butyriboletus regius, Boletus reticulatus, Cantharellus pallens, Clathrus archeri, Clavulina coralloides, Clitocybe gibba, Cortinarius rubicundulus, Craterellus cornucopioides, Entoloma rhodopolium, Fuligo septica, Hapalopilus rutilans, Helvella lacunosa, Hydnum repandum, Inocybe hystrix, Lactarius fuliginosus, Lactarius subdulcis, Lactarius piperatus, Lactarius volemus, Leccinum scabrum, Lycogala epidendrum, Megacollybia platyphylla, Mutinus caninus, Mycena renati, Peziza repanda, Phallus impudicus, Pluteus leoninus, Polyporus brumalis, Polyporus tuberaster, Psathyrella piluliformis, Russula cyanoxantha, Russula foetens, Russula rosea, Russula aurora, Russula nobilis, Russula melliolens, Russula nigricans, Russula olivacea, Strobilomyces strobilaceus, Trametes hirsuta, Trametes versicolor, Tyromyces chioneus, Xerula radicata, 


lunes, 5 de julio de 2021

Urrizola (1/7/2021) Hayedo

Las últimas lluvias han hecho fructificar a muchas especies de hongos y en un breve paseo encontramos un buen número de especies, algunas de gran interés micológico.

 Una de estas especies de gran interés micológico es la Amanita crocea, una preciosa amanita provista de una gran volva membranosa, carente de anillo, aunque con pie tigrado de escamillas rosadas y sombrero que recuerda un poco al del gorringo, Amanita caesarea.


En los claros de bosque nos tropezamos con un gran champiñón blanco, el Agaricus osecanus, muy poco o nada amarillente ni enrojeciente al corte, sin olor neto de anis sino más bien un poco desagradable y con un anillo supero dentado en la parte inferior. 
Sobre los troncos en descomposición otra rarar especie, Flammulaster muricatus, con sombrero y pie recubiertos de granulaciones o escamillas.



Y muy parecido al anterior, pero sobre la hojarasca una seta de pie bulboso y con unas espectaculares esporas nodulosas, Inocybe margaritispora.
Se huelen a distancia los Phallus impudicus, especialmente recién salidos cuando las moscas acuden a darse el gran banquete con el himenio marrón que terminan eliminado y dejando el sustrato limpio y blanco.
Phallus impudicus con el himenio completamente limpio por los insectos, especialmente moscas.


Entre la hojarasca también llama la atención unos delicados hongos con sombrero en forma de paracaídas, Parasola plicatilis.
E igualmente son curiosas las fructificaciones de Peziza repanda que forman como fuentes o platos sobre la hojarasca. 
Encontramos buena especies comestibles como Amanita rubescens, aunque peligrosa si no sabemos reconocerla adecuadamente por sus confusiones con otras especies muy tóxica. 
Con fines culinarios y por supuesto micológicos son mucho más agradecidas las especies del género Russula de las que encontramos ahora numerosas fructificaciones, entre ellas, la Russula cyanoxantha, gibelurdiñ o urretxa, la mejor comestible.
Así como las formas verdosas, Russula cyanoxantha f. peltereaui.
Y muy parecida y también excelente comestible la Russula ionochlora con coloraciones verdosas en el centro que alternan con violáceas hacia los bordes y unas láminas más fragiles que las de la anterior especie. 


Y aunque buena parte de las especies del género Russula con sombrero rojo son picantes, sin embargo, algunas como la Russula aurora de láminas y esporada blanco puro no lo son y resultan buenas comestibles.

Relación completa de especies observadas

Agaricus osecanus, Amanita crocea, Amanita franchetii , Amanita rubescens, Biscogniauxia nummularia, Bovista plumbea, Ceratiomyxa fruticulosa, Coprinopsis nivea, Dichomitus campestris, Flammulaster muricatus, Gymnopus dryophilus, Gymnopus fusipes , Inocybe margaritispora , Macrolepiota mastoidea, Parasola plicatilis, Peziza repanda, Phallus impudicus, Pluteus cervinus, Psathyrella candolleana, Russula aurora, Russula cyanoxantha f. peltereaui, Russula cyanoxantha, Russula ionochlora, Russula olivacea, Stereum insignitum, Trametes hirsuta, Trichaptum biforme, Hymenopellis radicata.